Article

Filipinas: Reformas y un clima para la inversión más propicio

Author(s):
International Monetary Fund. External Relations Dept.
Published Date:
July 2006
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

En 2005, el PIB de Filipinas registró un crecimiento del 5%. Este crecimiento fue impulsado por el pujante sector de servicios (externalización de operaciones empresariales, telecomunicaciones, turismo, etc.). La situación de balanza de pagos se mantuvo sólida, a pesar de los mayores precios del petróleo y la fuerte competencia regional. Sin embargo, la inflación media fue muy superior a la meta del 5%–6% fijada por el banco central para ese año.

El gobierno ha ido aumentando las tarifas de la energía para reducir las pérdidas de las empresas generadoras y ha reformado plenamente el IVA. Si bien las perturbaciones políticas de mediados de 2005 perjudicaron la reforma económica, las autoridades siguieron reordenando las finanzas públicas, y la incertidumbre se redujo. Los resultados de la política fiscal en 2005 superaron las metas fijadas, y el déficit del gobierno nacional fue mucho más bajo que en 2004, gracias a los cuantiosos ingresos y al excedente presupuestario.

Filipinas2002200320042005Proy.

2006
(Variación porcentual)
PIB real4,44,96,25,05,0
Precios al consumidor (promedio)3,03,56,07,77,4
(Porcentaje del PIB)
Saldo del gobierno nacional1–5,6–4,9–4,2–3,0–2,5
Saldo del sector público no financiero2–5,7–5,6–5,0–2,2–2,3
Saldo en cuenta corriente–0,50,41,92,42,1

La definición del FMI excluye los ingresos de privatización del gobierno nacional e incluye las operaciones de la Junta de Liquidadores del Banco Central.

Incluidos el gobierno nacional, la Junta de Liquidadores del Banco Central, 14 empresas estatales fiscalizadas, instituciones del seguro social y gobiernos locales.

Datos: Autoridades de Filipinas, y estimaciones y proyecciones del personal técnico del FMI.

La definición del FMI excluye los ingresos de privatización del gobierno nacional e incluye las operaciones de la Junta de Liquidadores del Banco Central.

Incluidos el gobierno nacional, la Junta de Liquidadores del Banco Central, 14 empresas estatales fiscalizadas, instituciones del seguro social y gobiernos locales.

Datos: Autoridades de Filipinas, y estimaciones y proyecciones del personal técnico del FMI.

En 2005, las exportaciones solo aumentaron en un 3¾%, debido al escaso crecimiento del sector de productos electrónicos, y el gasto en importaciones relacionadas con el petróleo fue compensado con el aumento de las remesas. Las entradas de capital social fueron apreciables, y las reservas en divisas (ajustadas para activos prendados) alcanzaron un nivel de US$18.000 millones a fines de 2005. Si se detiene la reforma económica, la inversión probablemente seguirá siendo baja y mantendrá el crecimiento del PIB en un nivel inferior al 5% en 2006. La fuerte dependencia de los préstamos comerciales externos también presenta riesgos, lo cual fue puesto de relieve por las recientes perturbaciones en los mercados emergentes.

Los directores ejecutivos del FMI elogiaron a las autoridades por haber dado un nuevo impulso a la reforma, pero destacaron la importancia de seguir mejorando el clima para la inversión a fin de lograr un crecimiento más elevado y una reducción apreciable de la pobreza. También señalaron su inquietud con respecto al resultado de las exportaciones y recalcaron que un contexto macroeconómico estable, una mayor inversión en infraestructura, un sistema financiero más sólido y una mejor gestión de gobierno serán esenciales para aumentar las tasas de inversión y la competitividad.

Para mayor información, sírvase consultar las notas de información al público Nos. 06/19 (Swazilandia) y 06/25 (Filipinas) en www.imf.org.

Other Resources Citing This Publication